Un clásico que no puede faltar en tu armario.

Culotte: Es un tipo de pantalón que mezcla la bermuda, el ancho del pantalón palazzo, el corte midi y tiro a la cintura.

Jegging: Pantalón muy ajustado, en tejido tejano elástico tipo legging.

Skinny: Pantalón muy estrecho y ajustado que llega hasta debajo del tobillo.